Limequat, la mezcla entre lima y kumquat

Riego » Limequat, la mezcla entre lima y kumquat

Queremos hablar del limequat por ser un pequeño cítrico con grandes características a tener en cuenta. Este cítrico pertenece al género híbrido del Citrofortunella. Pero si te interesa saber las características más importantes de este fruto, sigue leyendo este artículo hasta el final. Analizaremos a fondo todas sus cualidades, ya que posee propiedades especiales y valiosas para el ser humano.

Si estás pensando en cultivar un limequat en tu huerto, te aconsejamos leer por completo este artículo. Te desvelamos todo lo que necesitas saber para ello. ¿Sabías que este pequeño árbol se creó a través del cruce entre una lima y un kumquat?

Características del limequat (Citrofortunella × floridana)

Para saber qué es un limequat en concreto, debemos conocer antes que es el kumquat y la lima.

Kumquat

Está considerada una fruta exótica, a la que también se le conoce con el nombre de naranja China, naranjo enano, o quinoto. Su tamaño suele ser de 2 a 4 centímetros y posee un color anaranjado. El peso, en contra, suele oscilar de 10 a 20 gramos. Es originario de Asia, aunque también se cultiva en países como Japón, China, Australia, Estados Unidos, Reino Unido, Israel, Malasia, Florida o incluso España.

Lima

Este fruto es conocido con el nombre de lima ácida, lima gallega, limón sutil, ceutí, peruano, mexicano, criollo o de pica. Esta variedad de fruta, es una de las más cultivadas de las limas. La forma de este fruto es, redondeada u ovalada y suele medir entre 1 y 5 centímetros. Del mismo modo, posee un aspecto con piel verdosa, ácida y de tamaño pequeño.

Sin embargo, el limequat se originó por la mezcla entre los dos frutos anteriores. Se caracteriza por ser un fruto de pequeñas dimensiones con forma ovalada. Sin embargo, su color suele ser amarillento o incluso verdoso.

¿Sabías que la piel del limequat es comestible?

Esto se debe a que posee un sabor dulce. Quizás por esta cualidad es un gran aliado para la repostería. Por otro lado, si analizamos su interior, encontraremos una pulpa dulce, con un toqué ácido e incluso amargo. De ahí que se asemeje también a la lima.

Cuidados del limequat

En la actualidad, el limequat es utilizado en:

  • Cócteles
  • Repostería
  • Salsas
  • Confituras
  • Bebidas espirituosas
  • Platos salados
  • Postres
  • Zumos ecológicos
  • Almíbar
  • Encurtido
  • Mermelada
  • Perfumes

Entre las cualidades más destacadas, encontramos la alta concentración de vitamina C. ¿Aun no te has decantado por tener uno en tu jardín? ¿Y si te dijésemos que su época de recolección es en invierno?

El limequat es un gran aliado para los resfriados, pues se recolecta entre los meses de diciembre y febrero. Por lo que, al tomarlo, estarás adquiriendo vitamina C y te hallarás más protegido ante ciertos virus como la gripe. Del mismo modo, apenas posee calorías, lo que hace que sea idóneo para dietas hipocalóricas.

Historia reciente de este cítrico de moda

El limequat proviene de Asia y se utilizaba en gran medida como producto decorativo por la alta producción que tienen sus árboles.

En España, donde más se cultiva este fruto es en la zona de Valencia, ya que el clima se asemeja al de su origen. Las temperaturas suaves son la manera más favorable de que crezca sin problemas y sea altamente productivo.

Guía de cultivo y cuidados del limequat

Este fruto aguanta temperaturas de entre 10 y 30 grados, por lo que, si lo plantas en exteriores, deberás cubrirlo con un plástico en las temporadas invernales.

Lo bueno que tiene plantar un limequat es que, no se necesita un gran espacio para tenerlo. Si, por otro lado, lo quieres plantar en interiores, debes saber que puede sobrevivir perfectamente en una maceta.

El limequat es un árbol que proporciona fruta desde muy joven, por lo que pronto verás rentabilizada la inversión de haber plantado uno.

¿Cuál debe ser el mejor suelo para cultivarlo?

El suelo para que el limequat crezca fuerte y sea productivo, debe de ser fertilizado en primavera y verano. También es importante disponer de un buen drenaje para asegurar una producción considerable. Y del mismo modo, deberás podarlo una vez al año, para evitar que los hijuelos y ramas innecesarias, no absorben la fuerza del fruto. Normalmente se le da forma redondeada, pero realmente podrías darle la forma que quieras.

¿Cómo debe ser el riego?

En verano, este fruto necesita mucho riego porque son meses calurosos y de poca lluvia. Verás que, es en esta época, cuando suele sacar sus flores. Pero, sin embargo, no se llegan a recolectar hasta el invierno. Si estás pensando en sembrar un limequat, te interesará saber que la mejor época para utilizar sus semillas es, a finales del invierno.

¿Qué plagas y fisiopatías afectan al limequat?

El limequat puede ser atacado por la cochinita. Para tratarlo es necesario que se pulverice con aceite de neem, disuelto en agua, cada veinte días. Pero no te preocupes porque, podrás seguir comiendo de su fruto sin esperar ningún tiempo, ya que es un producto totalmente ecológico.

Del mismo modo, el quelato de hierro también es efectivo cuando las hojas de tu limequat se vuelven amarillentas. Recuerda que, es importante que sigas las instrucciones del fabricante, para no pasarte en la dosis.

Beneficios del limequat

Este fruto, reduce el colesterol y ayuda a que nuestro cuerpo absorba el hierro de los alimentos que consumimos. Por este motivo, es el aliado perfecto para enfermedades como la anemia, infecciones del sistema respiratorio, tos, y dolores fuertes de garganta.

¿Cómo hacer mermelada de limequat?

Si por fin decidiste tener un limequat en tu hogar y no deja de darte frutos en exceso que, no consumes como fruta fresca. Debes saber que, puedes fabricar mermelada para consumirla cuando prefieras. Es la mejor manera de utilizar el excedente de tus frutos. Nosotros te indicamos como hacerlo:

  • Necesitas 500 gramos de limequat y 250 gramos de azúcar.
  • Seguidamente, se corta el fruto con piel incluida y se mezcla con el azúcar a fuego lento en una cacerola.
  • Cuando empiece a hervir, lo removeremos de manera constante, con una cuchara de madera. durante media hora más o menos. Nosotros te aconsejamos que le pongas un trocito de canela en rama para darle un toque único a la mezcla.
  • Una vez pasado el tiempo de mezclado y cuando esté frío, lo envasaremos. Así podremos disponer de esta magnífica fruta en ricas tostadas o meriendas suculentas. Verás como los más pequeños de la casa se vuelven locos por probarlo. ¿A qué esperas?

Deja un comentario