Sustrato de perlita: ¿cuáles son sus ventajas y desventajas?

Home » Jardinería » Sustrato de perlita

A la hora de preparar nuestro sustrato tenemos diferentes materiales donde elegir, cada uno con unas propiedades específicas en cuanto a retención de humedad, aporte de nutrientes, peso, porosidad, pH y un largo etcétera.Entre ellos encontramos algunos tan importantes como la turba, la fibra de coco, perlita o vermiculita, entre otros.

Lo bueno de utilizar diferentes bases es la capacidad de conseguir un sustrato a medida para cada cultivo y ocasión, y es que necesitamos soluciones diferentes para germinar semillas, cultivar bonsáis o bien desarrollar un cultivo en su etapa adulta de producción.

En esta guía te damos a conocer las principales características de la perlita, un sustrato de tipo inerte, el cual no aporta ningún nutriente, pero que tienen unas excelentes propiedades de porosidad y drenaje que permite mejorar otros sustratos hasta conseguir una mezcla ideal.

Características del sustrato de perlita

La perlita procede de rocas volcánicas que han sido sometidas a tratamientos de temperatura altísimas hasta que consiguen las propiedades que nos ofrece el producto final. Es un vidrio volcánico que se ha formado a partir de los cambios bruscos de temperatura de la lava, de ahí que tenga un aspecto y textura vidriosa.

La procedencia de la roca es silicato, un material muy común en la corteza terrestre, pero con diferentes concentraciones con respecto a la vermiculita, otro tipo de sustrato.

Proceso de obtención

Cuando la roca a base de sílice se caliente a altísimas temperaturas (entre 800-900 ºC) fruto de las condiciones volcánica de la lava, como cualquier otro material en base a vidrio se expande considerablemente. Al enfriarse, capta agua y otros materiales que conforman sus propiedades finales. El hecho de que la perlita se haya sometido a tan altas temperaturas hace que su volumen se expanda hasta 10 veces, algo muy interesante desde el punto de vista de aportar porosidad al sustrato.

Propiedades

La perlita es considerado un sustrato inerte, que no aporta ningún nutriente al medio. Sin embargo, eso no quiere decir que no esté compuesta por varios minerales agrupados, solo que no se liberan al medio o la cantidad liberada es tan baja que se considera inerte, como también ocurre con la vermiculita o la grava volcánica.

  • 70-75% dióxido de silicio: SiO2
  • 12-15% óxido de aluminio: Al2O3
  • 3-4% óxido de sodio: Na2O
  • 3-5% óxido de potasio: K2O
  • 0,5-2,0% óxido de hierro: Fe2O3
  • 0,2-0,7% óxido de magnesio: MgO
  • 0,5-1,5% óxido de calcio: CaO

Como ves, la mayor parte de la estructura de la perlita está formada por silicio. Debido a la expansión por el calor volcánico, el peso es muy reducido, y es un sustrato bastante fácil de manipular y transportar. Debido a su composición mineral, la perlita no aporta ninguna variación de pH, ya que prácticamente es neutro (7).

Usos de perlita como sustrato

Ventajas de su uso

Una de las principales ventajas que obtenemos de trabajar con perlita es la posibilidad de mezclarla con otros elementos, como fibra de coco, compost, materia orgánica o cualquier otro que se nos ocurra y tengamos a mano. Con ello, podemos modificar las propiedades finales del sustrato, especialmente cuando tenemos diferentes variedades de plantas con distintas necesidades.

  • Favorece el drenaje del agua sobrante, especialmente dirigido para plantas que prefieren sustratos secos.
  • Al tener color blanco, refleja el calor y reduce la temperatura del suelo (todo lo contrario de la turba).
  • Aporta una mayor oxigenación al medio debido a los espacios porosos que crea.
  • Tiene buena capacidad de retener humedad, aunque menos que la vermiculita.
  • Reduce el apelmazamiento del suelo, especialmente con texturas de suelo arcilloso.
  • Muy poco peso. Un volumen de 1000 L de perlita pesa alrededor de 125 kg

Principales desventajas

Según como se mire, puede ser una ventaja o desventaja, pero para el cultivo de plantas hortícolas y ornamental a nivel de jardinería, las clasificamos inicialmente como desventajas.

  • Como es un sustrato inerte, todos los nutrientes los tenemos que aportar nosotros a través de la fertirrigación.
  • Drena fácilmente le agua sobrante, por lo que debemos de aumentar la frecuencia de riego.
  • En invierno, almacena menos temperatura en el sustrato, por lo que las raíces se desarrollarán con mayor dificultad.

La perlita se utiliza mucho en cultivos hidropónicos, dado que existe mucha tecnificación con el aporte de riegos y nutrientes, sondas de pH, conductividad, medidores de drenaje, etc. Por ello, se busca un sustrato inerte.

Sin embargo, a nivel de jardinería y usuario medio, normalmente se hacen mezclas con otros sustratos hasta que conseguir una relación ideal. Por ejemplo, es habitual utilizar una mezcla que contenga entre un 25-30% de perlita mezclado con turba, compost o fibra de coco.

Cultivos donde se puede utilizar la perlita

Si hacemos una mezcla de sustratos, la perlita se puede utilizar prácticamente en todos los cultivos. Sin embargo, hay situaciones y plantas donde se recomienda encarecidamente su uso, especialmente por las magníficas propiedades de drenaje que ofrece.

Su uso está especialmente recomendado para plantas que requieren menor conservación de humedad entre riego y riego, buena oxigenación y evitar a toda costa el encharcamiento y la asfixia radicular.

  • Semilleros: utilizar un 20% de perlita mezclado con turba o fibra de coco para conseguir un sustrato ideal de germinación.
  • Mal drenaje: para aumentar la infiltración de agua, solo o mezclado con arena o grava volcánica.
  • Cactus y crasa: por le escaso desarrollo de sus raíces, necesitan poca humedad y entornos secos, por lo que la perlita es una opción muy interesante.
  • Cobertura superficial: crear una capa superficial de perlita para tener un buen drenaje en los primeros 5 cm, permite reducir la radiación solar (por su color blanco, es muy reflectante), a la vez que crea un diseño muy atractivo.
  • Cultivos hidropónicos: en cultivos donde queramos controlar al 100% los nutrientes que aportamos, la retención de humedad y la cantidad almacenada de sales.

Diferencias entre perlita y vermiculita

Aunque son 2 materiales bastante parecidos en cuanto a contenido mineral y capacidad drenante y oxigenación, hay diferencias en el aspecto y en la textura. Ambos tienen poco peso y aportan ligereza a la mezcla final, pero la vermiculita tiene menor dureza.

A la hora de utilizarla como sustrato, para nosotros las principales diferencias para decantarse por una u otra son las siguientes:

  • La perlita tiene menor retención de humedad, facilita un mayor drenaje y conserva menor temperatura en el sustrato.
  • La vermiculita conserva más la humedad (menor drenaje), aporta menos oxigenación al medio y mayor conservación de temperatura.

Artículos relacionados

Deja un comentario