Guía de cultivo de Minimonstera (Rhaphidophora tetrasperma)

Aunque son especies totalmente diferentes, Rhaphidophora tetrasperma es conocida Mini monstera por su aspecto y parecido con dicha planta, pero pertenece a un género totalmente independiente.

Este género, que alberga cerca de 100 especies diferentes, es originaria de las regiones tropicales de África y el continente asiático, formando parte de la familia Araceae, parientes lejanas de del género Monstera .

Características principales

Es habitual cultivarla en el interior de casa, ya que este tipo de plantas necesitan ambientes estables con temperaturas cálidas durante todo el año.

Rhaphidophora tetrasperma es una excelente opción si estamos buscando opciones de plantas pequeñas para ubicar en el salón de nuestra casa.

En el interior, la mini monstera habitualmente llega a una altura máxima de aproximadamente 50-60 cm, con tallos largos pero sin sostenerse verticalmente.

En condiciones de exterior bajo un entorno tropical, la mini monstera (Rhaphidophora tetrasperma) se comporta como una planta trepadora.

OrdenAlismatales
FamiliaAraceae
GéneroRhaphidophora
EspecieRhaphidophora tetrasperma
Rhaphidophora tetrasperma en maceta

Cuidados generales de la mini monstera (Rhaphidophora tetrasperma)

Las mini monstera son plantas de interior que no requieren muchísimo mantenimiento y resultan fáciles de cultivar en casa bajo buenas condiciones de luz y temperatura. 

Este tipo de plantas son habituales y están de moda, por lo que puedes compaginarlas con otras especies de Monsteras, alocasias o filodendros, por ejemplo.

Vamos a conocer cuáles son los cuidados principales de nuestra planta Rhaphidophora tetrasperma.

Temperatura y humedad

Para el perfecto crecimiento de nuestra mini monstera, necesitaremos unas excelentes condiciones de temperatura y humedad en nuestro hogar.

En general, los niveles de temperatura medias durante todo el año que podemos tener en casa resultan óptimos para este tipo de plantas tropicales.

Sin embargo, lo que si echaremos de menos es un poco de humedad, ya que habitualmente se desarrolla de manera óptima a partir del 80%. Por ello, en primavera y verano será recomendable pulverizar las hojas con agua destilada.

Condiciones de iluminación

Rhaphidophora tetrasperma se desarrolla mejor con buena iluminación, pero tamizada e indirecta. Cuida especialmente las condiciones de luz ya que el Sol directo puede endurecer las hojas, así como la falta de luz hacer perder la clorofila y volver las hojas más amarillas.

Puedes ubicar tu planta en cualquier parte de tu casa, incluso cerca de ventanas, pero sin Sol directo.

Elección del sustrato

Para esta planta tropical, el sustrato ideal es aquella que oxigene bien (buen drenaje), mantenga la humedad y almacene los nutrientes. Por ello, la mezcla idea sería buscar humus de lombriz o turba (aporte de nutrientes y retención de humedad) junto con cualquier sustrato drenante, como fibra de coco.

Condiciones de riego

Esta especie es exigente en los riegos, debiendo mantener una humedad óptima durante todo el periodo, especialmente en las épocas de mayor sequedad en humedad ambiental, como primavera y verano.

Rhaphidophora tetrasperma aprecia la humedad y el riego regular. Su sistema radicular produce raíces sensibles a la falta de agua. Lo ideal es comprobar, palpando con los dedos, que siempre haya un poco de humedad.

En general, los riegos en el interior de casa se distribuirían de la siguiente manera:

  • Riegos en otoño e invierno: 1 riego por semana o cada 10 días.
  • Riegos en primavera y verano: 2 a 3 riegos por semana.

Antes de efectuar el siguiente riego, comprobar con la yema del dedo la humedad en los primeros cm de sustrato. Si todavía tiene cierta humedad, retrasar el riego 48 horas.

Uso de fertilizantes

Esta planta de crecimiento constante y alta producción de tallos necesita estimularse con fertilizantes NPK y micronutrientes, especialmente en la etapa de crecimiento de primavera, con mayor número de horas de iluminación.

Para evitar un crecimiento exagerado de la planta, aplicaremos fertilizante 1 vez cada 2 semanas en primavera y verano, a una dosis de 1 ml/L de agua.

Puedes utilizar fertilizantes líquidos o abonos granulados, siendo más cómodos de aplicar y con mayor control los líquidos. Para Rhaphidophora tetrasperma, podemos buscar una relación NPK, 2-1-2 aproximada.

COMPO Fertilizante de plantas verdes para plantas de interior, balcón y terraza, Fertilizante líquido con potasio y hierro, 500 ml
  • Plantes verdes más fuertes: Fertilizante con nutrientes minerales y extra de potasio y hierro para plantas verdes de interior, balcón o terraza, Práctico dosificador
  • Crecimiento saludable: suministro de nutrientes esenciales desde el primer uso, Promueve el crecimiento de raíces y optimiza la resistencia de la planta
  • Fácil de utilizar: Dosificación limpia y segura según las etapas I a III marcadas en la tapa (para 1-3 litros de agua), Tapón lleno para 5 litros de agua, Aplicación 1 x semana (marzo a octubre), Aplicación 1 x mes (noviembre a febrero)
  • Calidad COMPO: materias primas seleccionadas según la receta original de COMPO, Estrictos controles de calidad por parte de laboratorios e institutos independientes, Las adecuadas condiciones para el crecimiento saludable de las plantas
  • Contenido: 1 x COMPO Fertilizantes para plantas verdes, Fertilizante líquido, 500 ml

Multiplicación de Rhaphidophora tetrasperma

La mini-monstera Rhaphidophora tetrasperma se multiplican de forma ideal a través de mejor a través de esquejes de tallo.

Puedes aprovechar la poda de algunos tallos para replantarlos en nuevas macetas y obtener plantas idénticas.

La forma para multiplicar nuestra mini monstera sería la siguiente:

  • Utiliza tijeras bien afiladas y realiza el corte de 1 tallo de una planta sana y madura que tenga al menos 2 o 3 nudos a lo largo del tallo.
  • Retira las hojas de los 1 o 2 nudos inferiores del tallo y sumerja los nudos expuestos en agua con un vaso o un jarrón pequeño.
  • Coloca el corte del tallo en un entorno donde reciba luz indirecta
  • Cambia el agua una vez cada 5 días. Puedes utilizar gel enraizante para potenciar la salida de nuevas raíces.
  • Una vez que las raíces ya estén suficientemente desarrolladas (4-5 cm de longitud), puedes realizar el trasplante a una maceta con sustrato universal y fibra de coco a partes iguales.
  • Para seguir estimulando el desarrollo de nuevas raíces en tu nueva Rhaphidophora tetrasperma, mantén el sustrato ligeramente humedecido de manera constante.
Planta de interior Rhaphidophora tetrasperma

Problemas asociados al cultivo de Rhaphidophora tetrasperma

Plagas y enfermedades

Cultivada en interior, los principales problemas de tu mini monstera se enfocan a excesos de humedad y aparición de enfermedades de cuello y podredumbre.

En casos donde suelas tener la ventana abierta de tu hogar (primavera y verano), podría encontrarse con ácaros o cochinillas, pero es sumamente raro.

Controla muy bien la humedad para evitar un exceso que origine Phytophthora, generando manchas pardas en las hojas y los tallos. Para combatir esta enfermedad, el mejor fitosanitario es Fosetil-Al.

Aparición de hojas amarillas

La aparición de hojas amarillentas pueden ser indicativas de algunos problemas potenciales, siendo los más habituales la falta de luz o el exceso de humedad.

Si tu mini-monstera Rhaphidophora tetrasperma está perdiendo su verdor original, te recomendamos buscarle una nueva localización con luz natural más intensa (pero sin Sol) y examinar si estás regando demasiado.

Por último, intenta aportar un fertilizante rico en nitrógeno, magnesio y micronutrientes, ya que todos estos elementos están relacionados con el verdor de la planta.

Hojas caídas y rizadas

Las raíces de esta planta son sensibles a cambios en el entorno del suelo, especialmente con la humedad. Si el sustrato se encuentra excesivamente seco, es posible que las raíces empiecen a secarse, y como resultado, las hojas perderán su turgencia natural y se enrollarán hacia abajo.

Si ya te ha pasado, intenta dar un extra de humedad a tu planta y utiliza algunos bioestimulantes potenciales para favorecer la salida de nuevas raíces, como aminoácidos o algas marinas.

Bordes marrones y secos

Hojas con bordes y manchas marrones y de aspecto crujiente es una señal clara de falta de humedad. Asegúrate de mantener la tierra húmeda de forma constante.

Por otro lado, evita una exposición lumínica alta y, mucho menos, el Sol directo en los meses más cálidos, ya que reduce su verdor natural y la carnosidad de las hojas.

Deja un comentario