Enfermedad del mildiu

Mildiu: cómo controlar e identificar la enfermedad

Tanto el mildiu como el oidio son las principales enfermedades más conocidas por profesionales y aficionados. Su gran versatilidad para propagarse y el gran número de cultivos afectados, hacen del mildiu una enfermedad que requiere mucha prevención para su eliminación.

Pocos cultivos existen que sean inmunes a esta enfermedad. Tanto cultivos de producción, cereales y ornamental se pueden llegar a ver afectados en condiciones de humedad alta.

Vamos a mostrarte cómo identificar y observar la presencia de este hongo así como los tratamientos fungicidas, ecológicos y preventivos para evitar que suponga un problema mayor.

Como ya sabes, no existe una cepa específica, ya que son muchas y van en función del cultivo al que ataque. De hecho, incluso se llama mildiu a cepas de hongos que son completamente distintos.

Por ejemplo, el mildiu velloso de las cucurbitáceas tiene el nombre científico de Pseudoperonospora cubensis, y afecta a melón, pepino, calabacín, etc. El del rosal se conoce como Peronospora sparsa, y en vid Plasmopara viticola.

Presencia de mildiu en diferentes cultivos

Como hemos comentado, las distintas cepas de esta enfermedad hace que esté presente en prácticamente casi todos los cultivos.

Es el mayor problema actual en el cultivo de la vid, aunque también supone verdaderos quebraderos de cabeza en cultivos como tomate, cucurbitáceas, cereales, patatas y ornamentales como el rosal.

Midliu en tomate

El ombre científico del mldiu del tomate es Phytophthora infestans. Ataca al a parte aérea y las primeras detecciones se observan en las hojas.

Como es propio de esta enfermedad, se necesitan condiciones de humedad relativamente altas, superiores al 85-90%, por lo que es normal realizar tratamientos preventivos después de lluvias copiosas.

Tiene un amplio abanico de superviviencia en cuanto a temperaturas, ya que toleran un rango de entre 10 y 25 ºC de temperatura media.

El mildiu del tomate ofrece facilidades para su dispersión, ya que se realiza mediante gotas de lluvia o agua de riego, viento, gotas de condensación, etc.

Daños en tomate

Síntomas de mildiu en tomate

Los primeros daños en el tomate se observan en las hojas, con manchas irregulares de aspecto aceitoso localizadas en el foliolo. Tienen un color parduzco, inicialmente del color de la arena, con una textura blanda.

Si damos la vuelta a la hoja (envés), observaremos como el micelio forma una telilla de color blanquecina, parecida a la que el hongo oidio crea, pero en en dicho caso en el haz de la hoja.

Conforme avanza la enfermedad, se transmite a los tallos y frutos, que pierden validez comercial.

Productos contra el mildiu del tomate

Actualmente existen más de 80 productos fungicidas autorizados en el cultivo de tomate.

Una de las materias activas más conocidas y eficaces es AZOXISTROBIN y METALAXIL, aunque hay muchas otras, muchas de ellas con plazos de seguridad.

Leer más: materias activas autorizadas para el mildiu del tomate.

De cara al usuario no profesional, la fórmula más eficaz para combatir esta enfermedad en el tomate son las distintas formas de cobre, siendo la más famosa el oxicloruro de cobre.

Medidas preventivas

Debido a la dificultad de curación una vez está en una fase avanzada la enfermedad, es necesario conocer las opciones de prevención que disponemos para evitar al máximo la aparición de la enfermedad.

  • En cultivo de invernadero, manejar una correcta ventilación.
  • Eliminar plantas y frutos que se encuentren afectados y en una fase de propagación.
  • Reducir la concentración excesiva de humedad.
  • Si las condiciones ambiental son propicias para la enfermedad, realizar tratamientos preventivos.

Mildiu del calabacín

mildiu del calabacín

El mildiu del calabacín o de las cucurbitáceas tiene el nombre científico de Pseudoperonospora cubensis. Afecta a cultivos como el pepino, melón, calabacín y sandía.

Cuando la humedad ambiental asciende, a partir de noviembre, incluso con algunas lluvias esporádicas, se dan las condiciones propicias para el desarrollo del hongo, con temperaturas entre 15 ºC y 25 ºC y humedades superiores al 80%.

Como ocurre en el tomate, las primera manifestación de la presencia del hongo se observa en las hojas viejas. En los estados iniciales se produce una decoloración a verde claro que con el tiempo adquiere tonos amarillos y marrones.

Las manchas tienen una forma geométrica característica fácilmente identificable con el mildiu (nervios de las hojas). En el envés de las hojas, aparecen vellosidades de color blanco o grisáceo (esporas del hongo).

Se recomienda aplicar las prácticas preventivas comentadas para el caso anterior.

Mildiu de la fresa

Hojas de fresa con hongo mildiu

Esta enfermedad afecta a prácticamente todos los berries, incluido la fresa, arándano y frambuesa. El nombre científico del hongo es Sphaerotheca macularis f.sp. fragariae.

Genera un micelio pulverulento en el haz de las hojas, formando manchas irregulares de color marrón o pardo. Causa graves daños en el cultivo y con el avance de la enfermedad puede transmitirse a los frutos, con depreciación comercial.

Existen varios productos fungicidas autorizados: Captan 47,5% (0,25-0,3%) y Clortalonil 50% ((0,25-0,3%)

Las medidas de prevención de la enfermedad pasan por controlar la ventilación del túnel, reducir la humedad ambiental con los riegos y el abono nitrogenado, ya que un desarrollo alto de hojas reduce la aireación de las plantas y propaga fácilmente la enfermedad.

Mildiu del girasol

Hojas de girasol con enfermedad de mildiu

La cepa Plasmopara halstedii es la causante de esta conocida enfermedad en el cultivo del girasol. Puede afectar a todas las fases de desarrollo y fenologías del cultivo y tiene una gran capacidad de supervivencia.

Puede permanecer en restos de cultivos y en el suelo inactivo hasta que encuentra el hospedante perfecto, bajo unas condiciones ambientales propicias.

´Síntomas de la infección

Sobre las hojas aparecen manchas de aspecto clorótico que cubren toda la superficie de la hoja. En el envés, podemos observar las típicas manchas algodonosas que hemos visto en otros cultivos.

Cuando un girasol se ve afectado por esta enfermedad, tienen grandes problemas de crecimiento. Este último síntoma, es una de las observaciones más claras de la infección por Plasmopara halstedii.

Mildiu de la vid

hoja de vid afectada por mildiu

La vid está sometida a muchas enfermedades, entre ellas oidio y botrytis. Sin embargo,el midliu es una de las más importantes por la dificultad de su eliminación y los daños que origina.

La cepa de mildiu de la vid tiene el nombre científico de Plasmopara viticola Berl. y de Toni y es totalmente distinta a la de otros cultivos.

Síntomas de Plasmopara viticola

Los síntomas son parecidos al hongo de las cucurbitáceas, ya que origina manchas cloróticas e irregulares sobre el haz de la hoja, y un polvo blanquecino en la parte de atrás de la misma.

Con el avance de la enfermedad, los frutos también se ven afectados en una etapa temprana de desarrollo, con tamaño guisante. Se seca y pierde el racimo pierde la calidad. Además, afecta al sabor del vino futuro.

En los frutos, en las primeras fases de desarrollo, se observa un polvo blanquecino en los estados iniciales de la enfermedad. Poco a poco, el grano se va secando uy adquiere tonalidades parduzcas y oscuras.

Granos de uva con hongo mildiu

El ciclo de acción del hongo es bastante rápido. Con una temperatura de 20 ºC, en 2 horas se produce la contaminación de las zoosporas en las hojas, que penetran a nivel estomático.

La incubación, con condiciones altas de humedad y moderadas de temperatura, se produce entre 1 y 2 semanas (1 semana para temperaturas entre18 y 20 ºC y dos semanas para temperaturas entre 14 y 18 ºC), donde aún no se observan síntomas visibles de la enfermedad.

Es en la fase de esporulación cuando se pueden ver los primeros síntomas, con la formación de las conidias. A partir de aquí, la enfermedad avanza y su esporulación hacia otras plantas se produce fácilmente mediante lluvia o viento.

Combatir el mildiu de la vid

En cultivos ecológicos, los distintos productos en base de cobre pueden ayudar como preventivos y curativos, solo si se observa el daño en los estados iniciales. Si las temperaturas y la humedad alta persiste, el problema es muy complicado de atajar.

El aceite de naranja en concentraciones altas también ha demostrado cierta actividad fungicida para cultivos en sistema ecológico.

En cultivos convencionales, existen bastantes materias activas fungicidas para control de la enfermedad. Suelen ser productos de contacto o sistémicos.

Medidas de prevención frente al hongo

  • Estudiar el viento dominante antes de plantar la vid.
  • Manejar la vegetación, evitando formaciones excesivas y despuntando en verde.
  • Eliminar hojas afectadas de forma manual para reducir la probabilidad de propagación.
  • Elegir variedades menos susceptibles o tolerantes a la enfermedad.

Mildiu en brócoli

Síntomas de mildiu en brócoli

Se conoce como mildiu de las crucíferas, cuyo nombre científico es Hyaloperonospora brassicae. Afecta a brócoli, coliflor, nabo, rábano y todas las plantas del género Cruciferae.

Como en los anteriores casos este hongo prefiere ambientes húmedos y temperaturas algo frías (10 y 15°C), dándose los mayores factores de riegos con humedades relativas superiores al 80%.

Síntomas

Este hongo puede propagarse en todas las fases del cultivo del brócoli, aunque la época más frecuente es cuando la planta se encuentra en estado adulto.

Los primeros síntomas se observan en las hojas, donde aparecen inicialmente manchas de color amarillo. A partir de aquí, aparecen puntos pequeños de color negro y la mancha va adquiriendo tonalidades pardas. Pueden observarse también , en fase de esporulación, puntitos blancos.

La pella o cabeza del brócoli también puede verse afectado con la propagación del micelio.

Prácticas culturales preventivas

  • Rotación de cultivos
  • Siembra en áreas con circulación buena de aire
  • Aumentar marcos de plantación
  • Reducir la humedad foliar (riegos por la mañana)
  • Elegir variedades tolerantes a la enfermedad

Tratamiento del mildiu del brócoli

Existen bastantes materias activas fungicidas autorizadas para el cultivo del brócoli.  Para el cultivo ecológico, lo más interesante son las formas de hidróxidos cúpricos y para cultivos convencionales la materia activa Mancozeb. Consultar otras materias activas.

Mildiu patata

Hojas de patata afectadas por mildiu

Esta enfermedad de la patata también es muy conocida por los agricultores, donde por las fechas de plantación es muy común ver síntomas claros y acciones curativas contra la enfermedad.

Su nombre científico, como en el caso del tomate (otra solanácea) es Phytophthora infestans. Las partes afectadas inicialmente son los tallos y las hojas. Causa manchas necróticas y parduzcas, inicialmente amarillas, junto con un micelio de color blanquecino.

Necesita condiciones de temperatura superior a 10 ºC y humedades por encima del 85%. Con estas condiciones, desde la introducción de la enfermedad en el cultivo hasta la aparición de las primeras detecciones del hongo puede pasar solo 5 días.

Con el calor, a partir de 27 ºC, el hongo detiene su crecimiento.

Tratamientos

Los tratamientos fungicidas en sistemas convencionales son el tratamiento más habitual en los estadios tempranos de la enfermedad. Para ello, hay que consultar las materias actiavs autorizadas.

En ecológico, los tratamientos más comunes son el uso de distintas formas de cobre (hidróxido de cobre, oxicloruro de cobre y gluconato de cobre).

Tratamientos contra el mildiu

Fungicidas para mildiu

Materia activaDosisMateria activa Dosis
AZOXISTROBIN 25%0,8-1 L/haCAPTAN 47,5%0,3 - 0,4%
CLORTALONIL 50%0,25%DIMETOMORF 50%0,5%
FLUAZINAM 50%0,3-0,4 L/ha FOLPET 25% + FOSETIL-AL 50%4 kg/ha
FOLPET 80%0,2%FOSETIL-AL 80%0,25-0,3%
LAMINARIN 4,5%0,1%MANCOZEB 50%3 L/ha
METALAXIL 25%0,8 kg/haMETIRAM 70%0,15-0,2%
CIMOXANILO 30% + FAMOXADONA 22,5%0,04%CIMOXANILO 45%0,024-0,027 kg/hl
DIMETOMORF 9% + METIRAM 44%2,5 kg/haFENAMIDONA 7,5% + PROPAMOCARB-HCI 37,5%2 L/ha

Fungicidas ecológicos contra mildiu y remedios caseros

Dentro del abanico de productos con certificación ecológica, encontramos el cobre y algunos extractos de aceites que combaten el mildiu.

En este sistema de agricultura, es preciso controlar muy bien los estados iniciales de la enfermedad y actuar de forma preventiva en todo tipo de cultivos.

Extracto de naranja

Dentro de los productos más utilizados en ecológico y autorizados por el Ministerio de Agricultura se encuentra el extracto de naranja al 6% .

La dosis recomendada, en aplicación foliar, es de 3 L/ha, con un máximo de 6 aplicaciones e intervalos de 7 días.

Cobres

Entre los fungicidas a base de cobre, podemos optar por las diferentes mezclas, siendo los más recomendados las fórmulas de oxicloruro de cobre e hidróxido de cobre.

Dependiendo de la concentración (25%, 50% o 70%, entre otros), cambian las dosis de aplicación, que para el caso del mildiu, se recomiendan aplicaciones por vía foliar.

  • Oxicloruro de cobre 50%: 300-400 g/hl o cc/hl (100 litros de agua)
  • Oxicloruro de cobre 70%: 150-250 g/hl o cc/hl (100 litros de agua)
  • Hidróxido cúprico 30%: 250-350 g/hl o cc/hl (100 litros de agua)
  • Hidróxido cúbrico 50%: 150-250 g/hl o cc/hl (100 litros de agua)

Productos relacionados:

Leave a Reply